SANDRA Y OLATZ (Un artículo de Xabier Lapitz)

 No puedo evitar emocionarme cuando escucho testimonios como los de Sandra Carrasco y Olatz Etxabe, cuyos padres fueron asesinados por ETA y el BVE. Ocurrió ayer en Arrasate, dentro...
Xabier Lapitz
 No puedo evitar emocionarme cuando escucho testimonios como los de Sandra Carrasco y Olatz Etxabe, cuyos padres fueron asesinados por ETA y el BVE. Ocurrió ayer en Arrasate, dentro de esa estupenda iniciativa que puso en marcha Gogora bajo el nombre “Plaza de la Memoria”. Escuchar al otro se convierte en una gimnasia social en la que se cocina la convivencia y cuando dos mujeres como Sandra y Olatz se escuchan, nos están obligando a los que no hemos pasado su calvario a ser mucho más receptivos hacia los discursos de quien no piensa como nosotros. De corazón, muchas gracias por vuestra aportación a la Euskadi del futuro.
Secciones
#OrainOpiniónEl Lapitzero

Relacionado con