“Mirar hacia el futuro, desde la innovación” Ainhoa Aizpuru

Las instituciones públicas tenemos la tendencia de reivindicar la innovación como valor necesario para el desarrollo de nuestra sociedad. Sin embargo, no pueden limitarse a ser financiadoras públicas del...
Ainhoa Aizpuru opinión

Las instituciones públicas tenemos la tendencia de reivindicar la innovación como valor necesario para el desarrollo de nuestra sociedad. Sin embargo, no pueden limitarse a ser financiadoras públicas del ecosistema de innovación. Sin menguar en esa labor –que resulta vital– desde la administración tenemos el deber de entrar en procesos de innovación política de fondo que conviertan a nuestras instituciones en agentes que respondan a nuestra sociedad y nuestro mundo actual, tan cambiante, incierto, complejo e interdependiente.

Necesitamos transformar las instituciones públicas para que lo público se erija en palanca real de cambio y mejora en los procesos sociales, económicos y culturales, lo que requiere nuevas formas de colaboración, de gobernanza, de relaciones y de acción, entre otros. Con ese objetivo, la Diputación de Gipuzkoa ha puesto en marcha una iniciativa denominada Etorkizuna Eraikiz. Se trata de un programa para detectar, diseñar y experimentar hoy, en la sociedad guipuzcoana, las respuestas a los retos sociales y económicos a los que nos enfrentaremos en un futuro cercano. Todas y todos juntos. Organizaciones, empresas, asociaciones, universidades y cada una de las personas que formamos este territorio. Para que el futuro que decidamos convierta a Gipuzkoa en el mejor lugar de Europa para vivir, trabajar, y desarrollarse como personas. Se trata, en definitiva, de una profunda transformación de la institución foral, que pivota en torno a la generación de conocimiento, la experimentación activa a través de proyectos piloto en Gipuzkoalab y en la mejora de las políticas públicas, basada en la colaboración multinivel de diferentes agentes y ciudadanos.

Es nuestra apuesta para construir el futuro de Gipuzkoa sustentado en un sincero ejercicio público de innovación política. Asimismo, en el marco de Etorkizuna Eraikiz, hemos establecido varios proyectos estratégicos que buscan, entre otros aspectos, traccionar el potencial innovador del territorio hacia nuevos sectores económicos. Se trata de aplicar la estrategia de especialización RIS3 y de adaptarla a nuestro territorio, para apoyar así la generación de nuevo conocimiento, talento y actividad, siempre con una vocación innovadora. El primero de estos proyectos, ligado a la fabricación avanzada y a la industria 4.0, es un centro de ciberseguridad industrial. En el campo de las biociencias y de la salud, trabajamos en un centro de referencia en la atención al envejecimiento y la dependencia que se ubicará en Pasaia. El tercer proyecto supone la generación de un polo de experimentación en electromovilidad y almacenamiento de energía.

La innovación es parte esencial de la cultura y el ADN de Gipuzkoa, porque solamente la capacidad innovadora de nuestra sociedad explica el grado de bienestar que ha alcanzado. Desde lo público nos toca seguir invirtiendo y apostando por políticas que mejoren la capacidad innovadora de nuestro territorio. Pero, para ello, nos toca también innovar en lo público. En ello estamos: innovando para construir nuestro futuro.

Opinión publicada en ‘Guia de la Innovación 2017, una mirada al futuro’. Estrategia Empresarial

Secciones
#OrainOpinión

Relacionado con