Los salarios del personal de residencias de mayores han mejorado significativamente entre 2008 y 2015

Se han incrementado un 20,7% en ese periodo, muy por encima del IPC de Gipuzkoa, y con un nivel salarial por hora muy semejante al sector del Metal
residencias-mayores

Los salarios del personal de residencias de personas mayores en Gipuzkoa se han incrementado un 20,7% entre 2008 y 2015, muy por encima del IPC del territorio en este periodo, con una jornada anual solamente comparable con la del personal funcionario y laboral de la Administración Pública, y con un nivel salarial por hora muy semejante al del Metal en todas las categorías. Así se desprende del informe sobre el Empleo en los Servicios Sociales de Gipuzkoa que ha presentado esta mañana en Juntas Generales la diputada de Políticas Sociales, Maite Peña. En el estudio realizado por Cidec para la DFG, a instancias de la Comisión de Políticas Sociales de las Juntas Generales, también se destaca que esta mejora de las condiciones laborales de dicho colectivo se ha producido en un contexto gran recesión y el considerable empeoramiento de la situación laboral general de la CAE y de Gipuzkoa entre 2008 y 2015.

El estudio recalca que esta positiva evolución salarial supone un aumento del nivel retributivo y el salario real de las trabajadoras y trabajadores del sector residencias en las cuatro categorías estudiadas (técnico superior; técnico medio; personal auxiliar -gerocultor/a- y personal subalterno no cualificado), lo que supone un promedio cercano al 3% anual, y superando ampliamente la evolución salarial observada en el resto de convenios analizados entre 2008 y 2015, que son los siguientes: Convenio Colectivo de Residencias de Personas Mayores de Gipuzkoa; Convenio Colectivo de Fundación José Matía y Convenio Udalhitz –instituciones locales vascas-. Adicionalmente, el análisis se complementa con otros cuatro convenios que permiten realizar una lectura comparada: Convenio Colectivo para el Sector Centros Privados de la Tercera Edad de Bizkaia -por ser un territorio histórico que puede servir de referencia para Gipuzkoa-; Osakidetza -por ser un convenio aplicado por la Administración para servicios que guardan cierta similitud con la atención a personas dependientes-; Convenio Colectivo de industria siderometalúrgica de Gipuzkoa (Metal) –por ser uno de los más importantes de Gipuzkoa; y el Convenio Colectivo de Comercio en General –representando a otros sectores que presentan unas condiciones laborales más precarias.

Según el informe, quienes trabajan en el sector de residencias de personas mayores de Gipuzkoa han visto mejorar sus condiciones laborales de forma progresiva y constante. Por un lado a través de un incremento anual medio del 3,7% entre 2008 y 2012 mediante el convenio vigente hasta ese año en todas las categorías profesionales. Y por otro, mediante un aumento adicional del 1,7% anual en 2012 y 2015 en las empresas que han aceptado la propuesta de convenio para estos ejercicios. No obstante, la diputada ha señalado que esta mejora salarial “no ha sido financiada” por las usuarias y usuarios, sino a través de un “incremento en la aportación foral” y una “disminución de beneficio” en las empresas y entidades proveedoras del servicio.

El estudio también recalca que la evolución favorable de las condiciones laborales de dicho colectivo se ha producido en plena recesión por lo que dicha mejora cobra especial relevancia. Además en este periodo de pérdida de empleo en el resto de  sectores,  destaca la dinámica contracíclica de creación de puestos de trabajo en el sector de servicios sociales que ha visto incrementar desde 2010 en cerca de 7.000 el número de personas afiliadas a la Seguridad Social, pasando a multiplicarse por tres en julio de 2015,  alcanzando las 21.130 registradas.

 

Mejor que en el sector terciario

De forma más específica, se puede destacar especialmente la situación comparativa favorable del sector de residencias en Gipuzkoa respecto a convenios del sector terciario de Gipuzkoa, aunque se advierten algunas diferencias según la categoría estudiada. Asimismo cabe subrayar que la mejora en las condiciones no salariales en el sector que se han ido consolidando en este período contrasta con un cierto empeoramiento en otros convenios (supresión en algunos casos de sistemas de protección complementarios, aumento de la jornada laboral, supresión de horas extraordinaria), de forma que:

 

  • Destaca la situación especialmente favorable del sector en aspectos tan relevantes como la jornada laboral (1.592 horas anuales). En este aspecto, quienes trabajan en el sector disfrutan de una jornada anual solamente comparable con la del personal funcionario y laboral de la Administración Pública. Esta jornada resulta especialmente reducida si se compara con las Estadísticas del Consejo de Relaciones Laborales que sitúan en 1.701 horas anuales la jornada pactada en los convenios en vigor en Gipuzkoa en 2014.

 

  • Este hecho resulta especialmente relevante a la hora de comparar las condiciones salariales por hora trabajada de forma que supone una situación claramente favorable respecto al salario hora del sector de residencias de Bizkaia (de forma que resulta superior entre un 12% y un 42% según las categorías), así como de otros sectores como el del Comercio, presentado un nivel salarial por hora muy semejante al del Metal en todas las categorías.

 

  • En cambio, los pluses por nocturnidad y por trabajar en días festivos en el sector continúan resultando inferiores a los que presentan otras entidades de Gipuzkoa, no existiendo la posibilidad de disfrutar de días de licencia como en otros convenios como Udalhitz o la Fundación Matía.

 

A la vista de estos datos, la diputada Maite Peña ha mostrado su “satisfacción” por esta “positiva evolución” de las condiciones laborales del sector que se puede intepretar  como una de las “fortalezas” de la red guipuzcoana de atención residencial a personas mayores.

Secciones
#OrainEkonomia#OrainGipuzkoa

Relacionado con